La Diputación de Badajoz, junto con los ayuntamientos pacenses y el tejido empresarial, ha desarrollado el Plan de Reactivación Económica y Social “Plan Diputación Suma +”, que contará con un presupuesto de 30 millones de euros de los que 27 irán destinados a ayudas a los propios consistorios y los tres restantes para las empresas.

El presidente de la institución provincial, Miguel Ángel Gallardo, ha comunicado este viernes en rueda de prensa que la parte de las empresas estará dividida en dos convocatorias de 1,5 millones de euros cada una para la readaptación de espacios y el estímulo turístico en forma de bonos, ambos para municipios de menos de 20.000 habitantes.

Además, se creará una red de oficinas para la reactivación social y económica con personal de la Administración, que informará en cada comarca a aquellas empresas que tengan dudas sobre la normativa vigente.

Así, ha explicado que la parte que más destaca de esta medida son los 27 millones de euros, 20 aportados por la Diputación (del gasto corriente y el Área de Fomento, principalmente) y los otros siete de los ayuntamientos, que irán a parar a los municipios.

Este dinero pretende impulsar la economía provincial, paliar la situación de las empresas y que las familias no se queden atrás, por eso el 40 por ciento del dinero que reciban los consistorios deberá utilizarse en infraestructuras, edificación y rehabilitación, el 20 por ciento a empleo nuevo y el resto a las necesidades de cada localidad.

La corporación provincial pacense ha agradecido la solidaridad de los municipios de más de 20.000 habitantes, a los que beneficia con un millón de euros que irá acompañada de una tasa de corrresponsabilidad del cien por ciento en el caso de Badajoz, es decir, dos millones en total; el 80 por ciento en el de Mérida; y el 60 por ciento en los de Don Benito, Almendralejo y Villanueva de la Serena.

El resto de los 20 millones que pone a disposición la Diputación irá para el mundo rural en función del número de habitantes, por lo que la tasa de corresponsabilidad irá desde el 40 por ciento de los mayores al diez por ciento para los que menos habitantes tenga.

Respecto a los tres millones de euros de ayudas a las empresas en las convocatorias de readaptación de espacios y bonos turísticos, el 25 por ciento de esta última irá destinado a personal sanitario, de supermercados, de limpieza, voluntariado de Cruz Roja, bomberos o brigadas de carreteras, todos los considerados esenciales durante la pandemia.

El plan se aprobará en la sesión plenaria del próximo día 5 de junio, Gallardo espera que los créditos lleguen a los ayuntamientos a finales de ese mismo mes y que en julio se puedan presentar las empresas a las convocatorias de ayuda.

Por último, el presidente ha confirmado que a esta medida le acompaña un Plan Provincial de Infraestructuras de 19,5 millones de euros para carreteras, edificación, rehabilitación y el Plan Depura.