El Grupo Popular en la Diputación de Badajoz defenderá, vía moción que será debatida en el Pleno Ordinario de mañana viernes, que la N-432 pase a ser una autovía, la A-81, en todo su trayecto completo entre Badajoz y Granada, y no solo en algunos tramos sí y otros no como refleja la intención del proyecto presentado por el Ministerio de Fomento “con el silencio y aplauso cómplice del PSOE de Fernández Vara.”.

El presidente del GPP en la entidad provincial, Juan Antonio Barrios, ha detallado que el PP ya ha registrado alegaciones a este “trazado de autovía intermitente y cachos” en el Congreso de los Diputados y la Asamblea de Extremadura, “si el PSOE se conforma los populares no y vamos a seguir luchando por el futuro de nuestros pueblos en igualdad de condiciones y con acceso a infraestructuras de calidad como en resto de territorios”.

En este sentido Barrios ha añadido que “la conexión por autovía con el sur de España es una demanda histórica de los municipios de Badajoz afectados por el trazado de la A-81, es una necesidad por seguridad vial, estrategia empresarial y convergencia con las provincias de nuestro entorno, si no un trazado a cachos no existe en otras regiones el PP no va a consentir que sí se haga en Extremadura, lucharemos por una autovía completa, por una infraestructura de alta capacidad digna y moderna”.

También ha subrayado que “luchar contra la despoblación no es posible sin ofrecer a familias y empresas conexiones de calidad, cercanía a los servicios públicos en igualdad de condiciones y posibilidades de desarrollo y empleo, el futuro de nuestros pueblos para por garantizar todas estas condiciones de crecimiento y bienestar y esa va ser una reivindicación que el PP de la provincia de Badajoz no se va a cansar de hacer”.

MOCIÓN GPP

Así, el texto de la moción registrada por el GPP en la Diputación de Badajoz presenta alegaciones concretas a la resolución publicada en el BOE el pasado 22 de enero, donde se aprobaba provisionalmente el Estudio Informativo de la A-81, en su tramo Badajoz-Espiel (Córdoba) y se sometía a información pública.

El propio Estudio pone en valor las ventajas que la construcción de una nueva Autovía tiene respecto a la situación actual, una circulación por una carretera convencional, pero, a pesar de ello, y como se ha dicho, el proyecto ministerial aboga por la implantación de una sola calzada entre Zafra y Espiel. Un hecho que únicamente se justifica en base a un inconsistente argumento de que el tráfico en este tramo no supera una media de 10.000 vehículo-día.

Para el PP la demanda futura de tráfico en la infraestructura, y si esta alcanza un determinado valor numérico en una fecha no precisada en el Estudio, no puede ser el condicionante decisivo para abordar la mejora integral de la deficiente situación viaria actual que condiciona el desarrollo de los pueblos de las comarcas de la provincia de Badajoz afectados por este trazado.

Por ello, instan a la Diputación de Badajoz a presentar una alegación al Estudio Informativo de la A-81, para que tenga las prestaciones, seguridad y calidad de autovía en todo el trayecto Badajoz-Espiel, en toda su conexión entre Badajoz-Granada sin excepción de ningún tramo.

En el documento en fase de exposición pública, se indica que debido a la orden de estudio en la que se marca la cifra de 10.000 veh./día de IMD, como parámetro que decisión, el tramo Zafra-Espiel no presentará sección de doble calzada, a lo que la Diputación Provincial debe mostrar su rotunda oposición por el bien del futuro de los pueblos y ciudades de Badajoz y sus familias y empresas.

Para el PP la conversión de un tramo determinado en autovía no debe estar sólo basado en la intensidad media diaria de vehículos, pues la seguridad vial debe ser también uno de los factores fundamentales y prioritarios en el que se base la decisión de la implantación de una vía de doble calzada, puesto que, además, la alta siniestralidad existente en la actualidad en la N-432 origina en muchos casos que no se consideren las zonas del entorno de la misma como destinos “atractivos” desde el punto de vista turístico, comercial, industrial, residencial, etc. provocando de manera indirecta unas limitaciones al desarrollo de la zona.